• Val

LLEGO NUESTRO BEBE

Actualizado: 25 de sep de 2018

Una de mis primeras cartas para él.


Daniel es la fuente de inspiración de Relatos de Familia. Desde que supimos que lo estábamos esperando nos llenó de las primeras veces y aprendizajes más emocionantes y especiales que hasta entonces habíamos vivido.


Pasé todo mi #embarazo escribiéndole y soñando con él y con nuestra #familia. Aparecieron tantas emociones y pensamientos tan nuevos para mí, que quise documentarlos y hoy cada palabra me lleva a los momentos más especiales de aquel primer capítulo de nuestra vida en familia.

Aquí comparto parte de mis palabras para nuestro tesorito del cielo cuando nació:


El sábado 1ro de agosto en la noche, decidiste llegar. El dolor de las contracciones me dio miedo, pero la emoción de conocerte era más grande. Ya estabas listo para venir a nuestro mundo, y nosotros, emocionados y asustados, listos para recibirte.


¡Soñé contigo tantos meses! Te imaginé, te pensé, oré por ti y por cada etapa de tu desarrollo dentro de mí. Cada semana seguí de cerca los logros de tu formación y agradecí al Señor por tu salud. Disfruté al máximo cada día que te llevé en mí. ¡Nunca me había sentido tan radiante como durante estos meses!


Y finalmente te vi y te sostuve en mi pecho, cerca de mi corazón, por primera vez.



Ya no eres una idea de bebito dentro de mí, eres nuestro #bebé, nuestro muñequito de verdad. La personita más perfecta, hermosa, pequeña y vulnerable que hemos visto ¡y eres nuestro!

Qué responsabilidad. Qué milagro tan maravilloso. Qué contraste de sensaciones y emociones tan inesperado e intenso. Es esa combinación extraña de tanta felicidad y dolor físico al mismo tiempo. Pero al ver tu carita, tus ojitos redonditos mirándome, tu cuerpecito perfecto y frágil, al sentir tu respiración y poderte acariciar, el precio de traerte a este mundo se queda corto. Lo volvería a hacer una y otra vez. No me importa no dormir y no poderme mover mucho (por la #cesárea), porque verte respirar, comer y dormir me llena de energía y vida. Así de simple.

¡Bienvenido a tu familia, a tu hogar, al mundo, mi Dani! Te amo infinitamente, hijito bellísimo, pichurrito de mi corazón y voy a dar todo de mí para hacerlos feliz a ti y a tu papá cada instante que Dios me regale a su lado. ¡Ahora es que viene lo mejor de esta historia!


Fotos: www.hazelr.com

0 vistas

© 2018 Todos los derechos reservados

  • Relatos de Familia Facebook
  • Relatos de Familia Instagram